Newsletter

Lunes, 27 Junio 2016 18:32

Benvenuti, Dubsmash.

Escrito por

 

“Que baile la nena”. Y la nena bailaba. Numerosos actos en la primaria y repetidas veces me vestí e hice unas gracias en ocasión cualquiera para mi familia. Mi parentela supera el centenar de personas, así que fue una práctica bastante usual eso de enfrentar las presentaciones familiares.

Hay quienes no lo disfrutan, comprensiblemente. Hay quienes lo padecen, lo evitan, o al menos les suscita una situación incómoda. Y que sea lo que “va a llegar” en toda fiesta o evento familiar tiene, arriesgo, numerosas anécdotas memorables.

Con esta excusa, Farra es una bienvenida para recordar esas anécdotas familiares. Con dos intérpretes “del palo del teatro”, nos descubre a dos adultos jóvenes encarnando un espíritu adolescente. Sus directoras, muy especiales para quien escribe (cursada universitaria compartida), son (podríamos decir) “del palo de la danza”, y con esto entiéndase que “teatro” y “danza” son categorías obsoletas para abordar esta propuesta.

El universo deseante de Farra construye posibles fotos de las fiestas vinculares: el vals de los novios, el insistente papel glacé motivador, el trencito que recorre el espacio, el emotivo karaoke de Whitney Houston con respectivo vestido de fiesta y tacos. El deseo de exponer la propia gracia en Farra es la razón para escenas galantes como el movimiento de la mano cual tentáculos de pulpo, o el acercamiento a un espectador para sujetarle la mano.

El deseo en acto es difícilmente clasificable. El deseo es indomable.

A veces, ese deseo se transforma en algo bizarro, producto de una apuesta redoblada: la decisión de llevar ese deseo hasta las últimas consecuencias. Claro, su voluntad por lo que hacen conmueve (al menos a quien escribe): si te involucraste alguna vez con un karaoke entonces quizás me comprendés. Bienvenida la risa.

Llego finalmente al título de este comentario, el cual hace alusión al apellido de uno de los intérpretes y al hecho de que el otro consiguió trabajo gracias a sus Dubsmash. Yo ni sabía lo que era un Dubsmash y buceando en la web encontré “Moria contra todos”.  Te invito.

Bienvenido el deseo: por la farra de este 2016 (en especial para estos días).

 

Este comentario fue escrito para la función de estreno del 7 de Mayo de 2016, en el teatro El Excéntrico de la 18.

Fotografía: Ariel Feldman.

 

Ficha técnico-artística:

Actúan: Francisco Benvenuti, Andrés Granier | Diseño de vestuario: Mariela Maffioli | Diseño de luces: Fernando Berreta | Realización de escenografia: Leonardo Ruzzante | Diseño gráfico: Xerquet-seijos | Asistencia de dirección: Tomás Trugman | Prensa: Eleonora Pascual | Dirección: Ana Gurbanov, Virginia Leanza

 

 

Caterina Mora

Soy de Fiske Menuco (General Roca, Río Negro). De pequeña iba a peñas folclóricas. Ahora a veces las visito o milongueo. Luego egresé del Prof. de Danzas Clásicas y Contemporáneas (IUPA) y después de la Lic. Composición Coreográfica, Danza-Teatro (UNA). Actualmente estudio en LEM. Como directora: El Ocaso de la Causa y como performer: Experiencia Infinita (MALBA, 2015), En Obra (2014 y 2015) y Caipirinha (2015, 2016). La escritura me sirve para ver desde otra perspectiva la práctica. Estoy convencida que su concreta bi-dimensión (del papel o de la pantalla) posibilita cierta multi-dimensión. Eso intento, o al menos, eso busco. 

TODOS LOS TEXTOS EN COMENTARIOS

  • Los unos y los otros +

    En el 2010 el coreógrafo Juan Onofri emprende un trabajo con adolecentes de la Casa Joven de González Catán. Esto dio lugar a la gestación del grupo de investigación KM29, Leer más
  • Acto de habla, baila una horda. +

    No estoy muy segura de qué hablamos cuando hablamos de lenguaje en danza. Más de una vez hemos discutido con amigos, colegas y el equipo de esta revista acerca de Leer más
  • Asistir a mi propia muerte +

    Asistir a mi propia muerte Obra: Ensayo para morir Seis Pies Bajo Tierra. Llegué corriendo a la función de Ensayo para morir y he muerto. Pues como la sala del Leer más
  • La pintura de Dorian Gris +

    “No se puede reducir la danza a la imagen. El cuerpo es los cuerpos, todos los cuerpo que un cuerpo reescribe en cada presente. Reescribir, reelaborar, hacer un original de Leer más
  • Memoria en movimiento +

    Como aire de mar, la vida transgeneracional de una pareja se dispersa en escena. Dos dúos cruzados, intercambiados, van delineando el aprendizaje de una relación que perdura a lo largo Leer más
  • La mirada inversa +

    Cómo volveré a ver, nombre de la obra, exclamación y pregunta que invita a pensar desde los verbos “volver” y “ver” en un antes y un después. En función del Leer más
  • Contrapesos para la representación +

    Aproximación al estar siendo del deber ser Los distintos modelos de belleza habitan de forma segmentada y simultánea la acción de ambos cuerpos femeninos en escena… Solo un simbólico biombo-pizarra, Leer más
  • La ley del deseo +

    si el lenguaje es otra piel toquémonos más con mensajes de deseo Gustavo Cerati A partir de un poema que es una obra nace esta nueva representación de todo piola? Leer más
  • Las apariencias, ¿engañan? +

    La estatua se introduce en sus primeros movimientos a partir del hilo de lana que termina por destejer el traje original de la intérprete. La sencillez de la puesta en Leer más
  • De mujeres tribales y hábitos erógenos +

    Lo fantasmagórico y tenebroso acompañan el comienzo de la obra. La sala se encuentra llena de humo y, de repente, con la música de quien da nombre a la pieza, Leer más
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • 6
  • 7
  • 8
  • 9
  • 10
  • 11
  • 12
  • 13
  • 14
  • 15
  • 16
  • 17
  • 18
  • 19

ESCRIBEN EN SEGUNDA